Cómo ayudar psicológicamente a las personas mayores durante la pandemia

Si está permitido salir de casa

¿Qué hacer?

  • Anímales a ser pacientes ante esta etapa de sus vidas, pues sigue habiendo una situación de especial riesgo para ellos. Motívales a que cumplan con las medidas de seguridad en todo momento y se protejan.

  • Recuérdales que deben confiar solamente en fuentes oficiales de información. Anímales a que te pregunten antes de asumir que algo que han leído u oído es cierto.

  • Si son personas independientes, recomiéndales introducir nuevamente algunas actividades, como dar paseos, ir a la compra, recibir alguna visita…

  • Si son personas más dependientes, acompáñales a dar paseos y pregúntales cómo se sienten o qué es lo que piensan de esta situación.

  • Es posible que haya fallecido alguna persona querida para ellos y eso les haga sentir rabia, miedo o culpa ante esta situación. Deja que expresen sus emociones, sin juzgarles y trata de detectar las posibles necesidades que tengan.

  • Si atraviesan alguna situación de duelo, ofrece tu apoyo en todo momento, diles que te llamen cuando lo necesiten o visítales con frecuencia.

  • Ayúdales a adaptarse a las nuevas situaciones en las que ya es posible hacer muchas actividades: reuniones sociales, viajes, fiestas de organizaciones, etc., aunque con ciertas recomendaciones y normas.

  • Permanece atento a sus cambios en el estado de ánimo, expresiones de serenidad ante la muerte, tristeza, apatía, etc., pueden ocultar sintomatología depresiva o ideas suicidas. Ayúdales a encontrar motivos por los que vivir, personas a las que quieren y con las que les gustaría compartir ciertas actividades.

¿Qué no hacer?

  • Bloquear sus emociones. Es posible que comenten constantemente lo mal que lo están pasando y que no ven salida a esta situación. Es importante que acojas esos sentimientos, escuches y respetes.

  • Dejar que abandonen sus rutinas saludables. Aunque se pueda salir a la calle, es importante que sigan teniendo unos horarios y actividades fijas para orientar mejor su día.

  • Fomentar el aislamiento y estigmatización. Es importante apoyarles en estos momentos y no aislarles para sobreprotegerlos de un contagio.

  • Abandonar la práctica de ejercicios físicos o de agilidad mental, pues con ellos se refuerza su independencia y autoestima.

Cómo ayudar a las personas mayores si están confinadas

¿Qué hacer?

  • Ten presente que las personas mayores, en esta situación, pueden ver alteradas sus capacidades de atención, memoria, orientación, pensamiento… que puede llevarles a malinterpretar la realidad.

  • Explícales qué es el coronavirus atendiendo a su capacidad cognitiva y por qué es importante que se queden en casa y tomen medidas de seguridad. Sé paciente, es posible que debas explicárselo varias veces.

  • Asegúrate de dar la información adecuada para calmar su ansiedad y no generarles más alarma. Proporcionar excesiva información puede resultarles agobiante.

  • Responde a las preguntas que te hagan con honestidad y no les mientas. Pregúntales qué es lo que más les preocupa en esos momentos y averigua si hay algún modo de dar respuesta a sus necesidades. Hazles saber que estás ahí para ayudarles.

  • Mantén la comunicación de forma frecuente utilizando un lenguaje sencillo, acuerda un horario y contacta por teléfono o videoconferencia varias veces al día.

  • Si es posible, es conveniente que conviva algún ser querido con la persona mayor durante este tiempo.

  • Ayúdales a crear rutinas, poniendo un calendario con las actividades diarias en un lugar visible. Mantén los mismos horarios de sueño, comidas, llamadas y actividades gratificantes.

  • Anímales a mantenerse activos realizando movimientos suaves que activen sus articulaciones.

  • Ayúdales a distinguir los momentos de día y noche, aprovecha la luz del sol para subir persianas y abrir ventanas, les ayudará a orientarse mejor.

  • Facilítales el acceso a cosas agradables: fotos, objetos, recuerdos, libros, música, juegos de mesa… Y ayúdales a contactar con seres queridos que están lejos, por medio de videollamadas, fotos, vídeos…

  • Si la persona se encuentra en una residencia u otro centro y no es posible visitarle, explícale por qué no puedes ir a verle e intenta mantener todo el contacto que puedas por teléfono o medios audiovisuales en colaboración con el personal del centro.

¿Qué no hacer?

  • Decirles que pongan la televisión o radio todo el día para distraerse. La mayoría de las noticias son abrumadoras, negativas y pueden generarles mucha desesperanza. Intenta que vean o escuchen programas no relacionados con el coronavirus.

  • Gritar o perder la paciencia para explicarles lo que ocurre.

  • Buscar culpables de la situación, ya que les puede hacer sentir más confusos.

  • Utilizar canales de comunicación extraños para ellos. Si soléis hablar por teléfono, utiliza principalmente este medio para contactarles.

  • Dejarles a cargo de un niño pequeño si no se sienten capaces de realizar este cuidado.

Recuerda

Si sientes que la situación te desborda, no lo dudes y pide ayuda a profesionales de la psicología especializados.

IMPORTANTE: Recibirá una confirmación por correo electrónico cuando hayamos verificado con nuestros psicólogos la fecha y hora de la consulta, así como los datos de acceso a nuestra plataforma.